5 maneras de ser más consciente

¿Qué es la atención plena? La atención plena es que estás saboreando este momento y viviendo hoy. Desde los gurús religiosos hasta los psicólogos, se fomenta poder alcanzar este estado mental en todo el mundo. La investigación ha demostrado que la atención plena puede ayudar a aliviar el estrés, incluso ayudar con algunos problemas psicológicos. Descubre nuestros 5 consejos para ser más consciente en tu vida.

1. La atención plena es tan fácil como respirar

¿No estás seguro de que la meditación es para ti? Está bien. Hay formas de obtener beneficios de la atención plena sin que sea misteriosa o mística. Una técnica es ir a un espacio tranquilo y sentarse cómodamente en el suelo. Cierra los ojos y concéntrate en tu respiración durante 10 minutos.

La práctica se perfecciona con la técnica de respiración, por lo tanto, intenta desarrollar una rutina. Tal vez puedas hacerlo a primera hora de la mañana antes de comenzar tu día. O incluso utilízalo como una buena razón para guardar tu teléfono antes de acostarte. Si estás teniendo un mal día en la oficina, busca un espacio tranquilo y cierra los ojos por un momento. No pienses en tu lista de tareas, solo respira y "sé".

2. Concéntrate en tu mente ahora

¿Cuáles son los momentos que valoras? Tal vez necesites reducir la velocidad, prestar atención y redescubrir esos momentos. La naturaleza es un gran lugar para encontrar serenidad y descubrir nuevas formas de ser más consciente. Da un paseo por el bosque y despierta tus sentidos con las vistas, los sonidos e incluso los olores a tu alrededor.

Puedes probar esto en casa también. Desde gotas de lluvia en tu ventana hasta la luz del sol que se asoma a través de las cortinas. Tu vida diaria está llena de pequeños momentos que pueden no ser emocionantes, pero pueden ser enriquecedores. Haz que sea prioritario reducir la velocidad durante el día y observar lo que te rodea. Todo seguirá allí cuando termines. Esperemos que te sientas un poco más renovado para enfrentar el día a día.

3. Aprovecha al máximo tu mente y cuerpo

El yoga y otras formas de ejercicios de estiramiento no son solo te acercan a tu cuerpo sino también de conectarte con tu mente. Considera inscribirte en un curso de yoga local para aprender más sobre cómo puedes trabajar con tu mente y cuerpo juntos.

No todo el yoga se crea por igual. Por esa razón, asegúrate de leer la descripción del curso, para no unirte accidentalmente a una clase que requiera conocimiento experto o acrobacias gimnásticas. Otras formas de ejercicio también pueden convertirse en experiencias conscientes como caminar y trotar. Es importante destacar que dejes tus auriculares en casa para que puedas disfrutar de un enfoque silencioso.

4. Prueba algo diferente: sauna para mindfulness

En la cultura escandinava, ir a la sauna se considera una experiencia cotidiana, pero de alguna manera espiritual. ¿Sabías que más del 90% de los finlandeses van a una visita alguna sauna al menos una vez a la semana? Desnudarse y sentarse en una habitación caliente suena un poco raro en algunas culturas. Pero, cada vez más gimnasios y spas fuera de Escandinavia ofrecen una experiencia de sauna que puedes disfrutar usando una toalla o traje de baño.

Como en algunas formas de yoga, estar inmerso en el calor es una experiencia en sí misma. Puedes ayudar a relajar los músculos y también la mente. No hay mucho que hacer en una habitación muy calurosa y llena de vapor, excepto sentarse, quizás socializar un poco y, con suerte, alcanzar un estado de atención plena.

La atención plena no es solo un concepto, sino que también es una industria. Desde audiolibros de autoayuda hasta libros para colorear para adultos, puedes comprar muchas cosas que dicen ayudarte a ser más consciente. La buena noticia es que esto significa que hay muchos productos que pueden ayudarte en tu viaje de atención plena.

Los pasatiempos, las manualidades y las artes son buenas formas de tener una existencia más consciente. Es importante destacar que no quieres nada que te sobrecoja. Esto significa que cierto grado de "falta de atención" es bueno, como puede ser el resultado de tareas repetitivas como tejer o colorear en una imagen bonita. De esa manera, puedes despejar tu mente pero concentrarte en algo aquí y ahora: el equilibrio perfecto para tomar un descanso de todo el estrés de la vida diaria.